20 mayo 2008

20 de Mayo
Marcha del Silencio
Porque acá también desaparecieron muchos
Porque muchos eran de otros países
Porque los de acá también desaparecieron en otros países
Porque las fotos en alto muestran rostros jóvenes, de mi edad o poco más, pelos largos, bigotes, camisas de cuadros, gafas y barbas como las de algunas fotos familiares
Porque no los siento ajenos
Porque sigue sin saberse donde están, porque siguen desapareciendo testigos claves para los juicios, porque sigue vigente una ley de "caducidad" que respalada a los asesinos
Porque este país chiquito tiene una voz profunda y honda que me emociona y sorprende


MILONGA DEL FUSILADO (Los Olimareños)

Mi tumba no anden buscando
porque no la encontrarán
mis manos son las que van
en otras manos tirando
mi voz la que está gritando
mi sueño el que vive entero
y sepan que sólo muero
si ustedes van aflojando
porque el que murió peleando
vive en cada compañero

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Ese "Paisito" va impregnándote poco a poco,se hace querer.

Salitre dijo...

Agradecería a los anónimos su identificación, plis ;-) Que ya que se pasa poca gente por aquí, al menos saber quiénes son, jeje

Ceceda dijo...

porque desaparezcan las mordazas y se pueda oír el silencio.
En una manifestación en Valparaíso, un policía le dió al fotógrafo de EFE Víctor ... un golpe en un ojo; cumplía con su trabajo...

Anónimo dijo...

lo del "Paisito"por Pamotero

Libertad dijo...

"Como decíamos ayer"...

Siento la ausencia, corazón. Desde abril, cuando los presentimientos empezaban a convertirse en certezas, no levanto cabeza.
Ahora me siento bastante peor que la última vez que actualicé, poco antes de irme a Dublín y prometiendo montones de fotos (que las tengo) e historias.
Son momentos muy duros para mí. Malcomo, malduermo, malpienso. Y desde hace un par de días, soy incapaz de llorar. son tales el sufrimiento y la angustia que contengo, que un tapón de sentimientos me ha bloqueado el lacrimal.
Presiento en en cuanto pueda desahogarme agusto, el torrente de lágrimas volverá a erosionar la cara con su carga salada.
Con todo, leyendo sobre tu Marcha del Silencio una se siente pequeña y estúpida. Eso síque es sufrimiento y motivo para desgarrarse y no este desamor que se me entoja ahora el mayor problema del mundo. Pero nos pasa a todos, ¿no? Es tan humano qu casi me despierta ternura: nos morimos de sufrimiento cuando de pronto el auténtico dolor nos golpea el rostro y entonces pensamos lo mediocres que somos al llorar tanto algo tan nimio para el mundo y tal inabarcable para nosostros.
He vuelto, a ver si espanto fantasmas a golpes de teclado, aunque por el momento no sea más que a base de tristezas.
Sabes que un comentario tuyo me devuelve por un instante al mundo de los vivos y a la sonrisa. Te espero, pequeñaja.
Besotes (escritura automática; perdóneme las incorrecciones)

Libertad dijo...

Cuando no puedo dormir y el estado de ánimo no de deja concentrarme en la lectura o la radio, tiendo a hacer tonterías adolescentes (o de farandulera frustrada) para pasar el tiempo.
No es mascarilla lo que llevo en la foto: ¡son polvos de talco! Y después, sesión fotográfica estúpida de madrugada.
Benedetti, imagino, se nos irá pronto. Es lo que hay, para todos. Así y todo, ¡quién pudiera irse dejando atrás tanto bueno!
Besote, corazón.